El huerto como estrategia saludable

Hace meses había querido escribir del libro que Michelle Obama, la primera dama norteamericana, publicó en mayo de 2012. Estuve esperando tener la oportunidad de leerlo, pero hasta ahora no he podido acceder a él ni a una versión online. Por ello recurrí a algunas referencias para hacerme la idea.
Estoy hablando de “American Grown: how the White House Kitchen Garden inspires families, schools and communities, texto que fue lanzado en medio de la campaña presidencial que finalmente le permitió a Barak Obama seguir al mando de Estados Unidos.
El libro relata el proyecto White House Kitchen Garden que buscaba reactivar la granja que alguna vez tuvo esa casa de gobierno. Este anhelo se concretó en abril de 2009 cuando la primera dama reclutó a 23 estudiantes de quinto básico y a personal del Parque Nacional para que le ayudaran a cultivar una huerta de frutas, verduras y hierbas en una extensión de 1.100 metros cuadrados.
El proyecto se vio reforzado en febrero de 2010 con el lanzamiento de otro gran proyecto Let’s Move que promueve una alimentación saludable y la práctica de ejercicio regular con el fin de disminuir los índices de obesidad infantil.
A mayo de 2012, la huerta de la Casa Blanca ya ha producido más de tres mil libras de distintos cultivos que han sido distribuidos en organizaciones de ayuda a familias pobres. Esta labor esa una de las más destacadas en la publicación junto con los distintos agradecimientos que hace Obama a todas las personas que han participado de este proyecto que ha comenzado a replicarse en colegios y distintas comunidades.
La autora reconoce que la intención del libro es promover la horticultura como una herramienta que nos permite tener alimentos de calidad y así mejorar nuestra salud. Los productos orgánicos y naturales son lejos más saludables que los industrializados, y de ello da testigo la familia Obama que almuerza y cena verduras como plato principal y sólo consume postres elaborados los fines de semana, dado que prioriza las frutas frescas.
El texto cuenta con hermosas fotografías de los cultivos y posee además recetas en las que se utilizan distintos productos de cada estación. Las ventas del libro están siendo destinadas a la Fundación de Parques Nacionales.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s